*
20 noviembre, 2013
orla

El despegue de la sidra

Popular en España, Francia y Alemania, la sidra en Chile ha pasado sin pena ni gloria. Hasta ahora, que empiezan a aparecer productores nacionales empeñados en quitarle la fama de brebaje dulzón y elaboran versiones de calidad que combinan perfecto con algunas comidas. Aquí, tres exponentes frescos y secos, recién estrenados.

Por Consuelo Goeppinger


Paula 1135. Sábado 23 de noviembre 2013.

Popular en España, Francia y Alemania, la sidra en Chile ha pasado sin pena ni gloria. Hasta ahora, que empiezan a aparecer productores nacionales empeñados en quitarle la fama de brebaje dulzón y elaboran versiones de calidad que combinan perfecto con algunas comidas. Aquí, tres exponentes frescos y secos, recién estrenados.

La sidra, esa bebida burbujeante que se obtiene a partir de la fermentación de jugo de manzanas –y en algunos casos también de peras–, es famosa en países como Alemania, España y Francia. En Chile, un país con condiciones similares a las de los principales países productores, no ha tenido la misma suerte. “La oferta aquí es súper básica y no hay mucho. Además es muy dulce y no te permite disfrutar una comida” explica Diego Rivera, enólogo y autor de la exitosa sidra artesanal Quebrada del Chucao, quien afirma que hay cada vez más interesados en producir sidras de calidad, de estilo fresco y seco, es decir, menos dulce. “De a poco van a empezar a aparecer más productores”, asegura.

Con manzanas de Puerto Varas
Exclusivamente con manzanas orgánicas de Puerto Varas se elabora la sidra Shekar, la más nueva en el mercado, lanzada a principios de este año. Frutosa, fresca y fácil de beber, viene en versiones dulce, demi sec y brut, una de las mejores para maridar con platos porque es seca, delicada y sin una pizca de azúcar. $ 23.964 la caja de 12 unidades en www.shekar.cl

La primera chilena en restoranes
Cinco años tardó el enólogo Diego Rivera en desarrollar la sidra Quebrada del Chucao, producida artesanalmente con manzanas de pequeños productores de la zona del río Toltén, en la IX Región. Su producción anual es de solo 2.500 litros y es la primera sidra elaborada en Chile que está presente en algunos restaurantes de Santiago, como Ozaki “Una de las principales diferencias con las otras es que es más seca y de un perfil más ácido, por lo que es ideal para comer o tomar como aperitivo”, explica Rivera. $ 2.000 la botella de medio litro. Ventas al mail contacto@quebradadelchucao.cl

Alemanas premiadas
Cansados de no encontrar sidras europeas en Chile, los ingenieros comerciales Julio Domínguez y Ximena Molina –dos fanáticos de esta bebida– decidieron importarlas y crearon Sidras del Mundo, una empresa online que ofrece cuatro excelentes sidras alemanas. Las mejores son las del premiado productor Jörg Geiger, que elabora dos ejemplares con peras y manzanas orgánicas de árboles de más de 90 años: la Herb Brut, seca y frutosa; y la Frutos Rojos, con delicados toques de membrillo que, además, tiene cero grados de alcohol. $ 7.500 las botellas de 750 cc en www.sidrasdelmundo.cl

Por su baja graduación alcohólica –generalmente entre 2 y 8 grados–, agradable acidez y suave dulzor, la sidra es perfecta para maridar platos como pastas, ensaladas agridulces, preparaciones gratinadas y carne de cerdo.


Sidra Shekar.

Deja tu comentario

LOS MáS VISTOS