*
20 abril, 2017
orla

Juan Manuel Astorga: Si yo fuera madre

El conductor de El Informante, se tomó muy en serio el ponerse en el lugar de una madre. Dice que no pospondría su carrera por los hijos, que compartiría el postnatal con su pareja y que si tuviera un hijo homosexual, se lo tomaría “con la mayor naturalidad del mundo”.

Por Valentina Rodríguez / Fotografía: Carolina Vargas


Paula 1224. Sábado 22 de abril de 2017. Especial Madres.

Si fueras madre, ¿conducirías El Informante?
Pero claro. No pospondría mi vida por tener hijos, si no sería una madre frustrada. Seguiría trabajando. Ni cagando sería dueña de casa.

¿Qué tipo de mamá serías?
Creo que una muy aprensiva. Lo soy con mis hermanos, mis sobrinos y mis amigos.

¿Cómo vivirías el embarazo?
Sería poco medida en la comida, así que con exceso de peso. Ñoño como soy, leería todo lo que haya que aprender sobre un proceso tan nuevo. Y me daría mucho tiempo libre para reflexionar sobre el desafío que se me viene por delante.

¿Cuántos hijos tendrías?
Creo más en la calidad que en la cantidad. Dos, máximo tres. Tener hermanos es por lejos lo mejor que me ha pasado, quisiera que mis hijos vivieran la misma experiencia.

¿A qué edad tendrías a tu primer hijo?
No antes de los 30. Aunque suene feo, la vida se limita mucho cuando se es madre.

¿Parto natural, parto normal o cesárea planificada?
He investigado periodísticamente las cesáreas y me genera hartas críticas: que seamos el segundo país de la Ocde con más cesáreas, no es casual. El parto natural me da susto; no sé si soy tan valiente. Creo que tendría un parto normal.

¿Serías de las que se comen la placenta?
¡Qué asco! Jamás. Aunque tenga millones de propiedades.

¿Postnatal de seis meses completo o a medias con tu pareja?
A medias. No se puede tener el discurso de compartir la crianza de los hijos y, al mismo tiempo, negarle esa posibilidad. Eso, claro, siempre que no tenga depresión postparto. Ahí me tomaría los seis meses completos.

¿Cuántos meses amamantarías?
Todos los que se puedan. No solo por lo saludable que sería para mi hijo(a) sino por el apego que acompaña al proceso.

¿Tendrías una nana que te ayude a cuidarlos?
Sí. Primero porque la vida tiene más dimensiones que solo ser madre o padre, pero también porque en el proceso de ser primeriza necesitaría que me digan cuándo la esté cagando.

¿En qué colegio los matricularías ?
¡Ufff!, depende de un montón de factores. Lo que sí, optaría por un colegio mixto y de dirección no muy conservadora.

¿Los llevarías al colegio o los mandarías en micro?
En liebre porque en las mañanas iría a la radio. Pero apenas puedan que se vayan solos. Eran otros tiempos, pero a mí me mandaron en micro apenas se dieron cuenta de que sabía contar las monedas (ríe). No sería de las que andan con susto.

¿Qué error que las madres cometen tú evitarías a toda costa?
Dejarlos tener pataletas. Hay mamás que, no sé, o están operadas de los nervios o se dieron por vencidas, pero dejan que sus hijos las manipulen con sus berrinches.

¿A tu hijo hombre le comprarías condones?
Sí. Y a mi hija mujer también. No tendría ningún prejuicio con la libertad sexual de mis hijos.

 ¿A tu hija mujer le inculcarías que llegue virgen al matrimonio?
(Risas) No. ¿Para qué? Si su relación es estable, ¿por qué no podría disfrutar responsablemente de la vida sexual?

¿Cómo guiarías a uno de tus hijos si fuera homosexual?
Con la mayor naturalidad del mundo. Así como mis papás lo hicieron conmigo.

¿Qué batalla darías a toda costa con tus hijos?
Que sean lo que quieren ser en la vida y no lo que les imponga la sociedad. Que estudien lo que quieran y lleven su vida responsablemente de la manera en que la elijan.

¿Por qué darías un tirón de orejas?
Por nada del mundo. El castigo físico debería estar penado con cárcel, aunque sea un tirón de mechas.

¿Qué regla sería intransable?
Que siempre me digan dónde están y que jamás me mientan, por dolorosa que sea la verdad.

¿Qué frase les repetirías siempre?
“Te amo”.  “¿Te ayudo a estudiar?”. “¿Te lavaste los dientes?”.

¿Si hubieras sido mamá de Juan Manuel Astorga en qué lo habrías apretado más?
Mi mamá ha sido una mamá perfecta. No me atrevería a criticarle cómo me crió. Solo tengo agradecimientos por lo que logró hacer de mí.

Deja tu comentario