*
17 noviembre, 2016
orla

Las películas de Maite Alberdi

Este año estuvo nominada a un premio Goya con el documental La once; en la reciente versión de Sanfic fue aclamada por su cortometraje Yo no soy de aquí y en estos días se encuentra promocionando su último documental Los niños, en el prestigioso festival Idfa. Aquí, un recorrido por el cine que ha marcado su vida, donde destacan el género policial y la profundidad del cine iraní.

Por María José Salas / Fotografía: Carolina Vargas


Paula 1212. Sábado 19 de noviembre de 2016.

La once
| Maite Alberdi
Este documental consolidó su carrera. “Me corrobora de que hay que defender las ideas aunque sean radicales. Es una película bastante experimental: una sola locación, muchos años en un lugar, solo primeros planos, señoras cuicas conversando mientras toman once; sin embargo, es una historia universal que emociona. El reconocimiento da fuerzas para seguir arriesgando”.

La fuerza del cariño
| James L. Brooks
b
Su mamá fue quien le mostró el cine cuando era chica, comentaban por horas las películas que veían juntas. “De niña vi películas de ‘grande’ que arrendaba mi mamá. A ella le gustaban las de juicios o intrigas políticas como JFK, Todos los hombres del Presidente o En la línea del fuego. Creo que vi todas las de ese género. Pero si tengo que elegir una que marcó mi infancia fue La fuerza del cariño, que trata sobre la búsqueda del amor, en sus distintas formas y etapas, de una madre e hija. Fue la primera película que vi que tenía la emoción a flor de piel, donde la pena queda impregnada después de verla y cuesta sacarla. Esa emoción es la que espero encontrar como espectadora y lograr como cineasta cuando me enfrento a una película”.

Búsqueda frenética
| Roman Polanski
Quentin Tarantino y Roman Polanski marcaron su adolescencia. “Después de ver Pulp Fiction nada volvió a ser igual. Y creo que hablo por muchos. Con Búsqueda frenética, de Polanski, me pasó que la vi siendo adolescente y quedé impresionada con el manejo del suspenso y la tensión. La volví a ver hace unos años, cerca de los 30, y la encontré lenta y sin tensión. Aunque me sigue gustando, fue una experiencia cinematográfica distinta a la que recordaba. De alguna forma me corroboró cómo han cambiado los ritmos del lenguaje con el paso de los años, sobre todo para este tipo de género, el suspenso”.

El sabor de las cerezas
| Abbas Kiarostami
c
Esta película forjó su interés y decisión para estudiar Cine. “La vi por primera vez en el colegio. Quedé deslumbrada frente a la historia de un hombre que decide suicidarse pero que antes necesita encontrar a alguien que lo entierre. Es fascinante como está contada desde la simpleza narrativa y desde la observación. Con ella aprendí sobre cómo la cultura personal determina en la escritura de un guión”.

Yo no soy de aquí
| Maite Alberdi
a
Se interesa por una temática e imagina un personaje ideal que sale a buscar. “Es muy difícil encontrar un personaje increíble, eso te puede pasar una vez en la vida. Las historias hay que salir a buscarlas. En Yo no soy de aquí, había estudiado mucho sobre el Alzheimer y sabía que en la primera fase de la enfermedad las personas recuerdan los primeros años de su vida. Entonces pensé ‘¿qué pasa si busco a un inmigrante con Alzheimer que cree que vive en otra parte?’. Fui a muchos asilos y me topé con la protagonista, Josebe. Ella, sin duda, tiene un carácter, una forma de pensar y una historia que a mí jamás se me habría ocurrido escribir”.

Etiquetas: ,

Deja tu comentario